martes, 26 de febrero de 2008


Gracias a ti, mi humilde
Vida volvió a tener sentido.
La primera vez que te vi,
No sabría decir lo que sentí,
Pero aumentando a gran velocidad

A lo largo del tiempo ha ido.
Si te tengo lejos tus recuerdos
Me invaden, y de cerca tu belleza
Congelado me deja.

Mas cuando tus labios rozan los míos
Me abruma una dulce pasión,
Que a mi cuerpo recorre, y
Desemboca con un "Te Quiero".

1 comentario:

La Dulce Pena dijo...

Pido perdón por estos días un poco más ausente de lo habitual... pero es que no sabía que escribir, y hoy he querido rescatar este pequeño poema del olvido, para colgar algo, creo que, bello en el blog.

Creo que hasta marzo no actualizaré más, y no sé si podré pasarme, así que: BUEN PUENTE A TODOS